El síndrome de muerte súbita y cómo evitarlo

El síndrome de muerte súbita y cómo evitarlo

“El síndrome de muerte súbita del lactante (SMSL) es la muerte repentina e inexplicable de un bebé sano menor de un año de edad”1. No obstante, el SMSL en la mayoría de los casos está asociado con el sueño, debido a esto también se le conoce como “muerte de cuna”.

Al momento de ocurrir la muerte de un bebé los médicos realizan un diagnóstico de la causa para poder diferenciar entre una muerte por SMSL, por accidente, negligencia, mal trato o afecciones sin diagnóstico previo.

Factores de riesgo del SMSL

En general, todos los lactantes tienen riesgo de padecer muerte súbita, especialmente niños entre el primer y sexto mes de vida, no obstante, existen muchos factores que, según diversos estudios, inciden en que este suceso se lleve a cabo, entre estos están:

  • Acostar al bebé boca abajo.
  • Fumar, beber o consumir drogas durante el embarazo y después del parto.
  • Cuidado prenatal inadecuado.
  • Consumo de fórmulas infantiles.
  • Antecedentes familiares de SMSL.
  • Madres de menos de 20 años de edad.
  • Estar cerca de humo de tabaco después del nacimiento.
  • Exceso de ropa y cobertores a la hora de dormir.
  • Malnutrición materno-infantil: desnutrición o sobrepeso.

El riesgo de padecer SMSL se puede reducir

Puedes reducir el riesgo de que tu bebé sufra del SMSL llevando a cabo las siguientes acciones:

Acostar a dormir a tu bebé boca arriba

Los bebés menores de un año siempre se deben acostar a dormir boca arriba para dormir sus siestas del día y de la noche. No obstante, si el bebé se voltea boca abajo por sus propios medios puede dejarlo en esta misma posición.

Los padres acuestan a dormir a sus bebés boca abajo ya que sus bebés duermen mejor en esta posición, esto es debido a que al acostarlos boca arriba los bebés se espantan mientras duermen; para evitar esto los padres envuelven a sus bebés en mantas en forma de burrito, si se hace de una forma correcta esto no genera riesgo para el bebé, no obstante, desde el momento en que el bebé aprende a darse la vuelta no es recomendable realizar esta práctica2.

“Algunos investigadores consideran que dormir boca abajo podría provocar un bloqueo de las vías respiratorias y dificultar la respiración. Al dormir boca abajo, es más probable que el bebé respire el aire que acaba de exhalar, especialmente si está durmiendo sobre un colchón blando o con un acolchado, muñecos de peluche o una almohada cerca del rostro. Como el bebé vuelve a respirar el aire que exhaló, el nivel de oxígeno del cuerpo se reduce y se eleva el nivel de dióxido de carbono”3.

Acostar a su bebé sobre una superficie firme

Al momento de utilizar una cuna verifique que el colchón que utilice no se hunda, que sea lo más firme posible, y que se ajuste por completo al espacio de la cuna. En caso de que utilice corral portátil o moisés no es recomendable el uso de colchón adicional.

Asimismo, la sábana utilizada tiene que quedar completamente ajustada al colchón, bien estirada.

Nunca acostar a su bebé en una silla, sofá o cama de agua.

Eliminar todos los objetos y juguetes

En la cuna, corral o moisés solo debe estar la sábana totalmente estirada y su bebé, esto es eliminar el uso de protectores de barrotes, juguetes, almohadas, sábanas o colchas para arropar.

La temperatura recomendada en la habitación del bebé es de unos 22 a 24 grados Celsius, y que en caso de que tenga frío utilice sacos para dormir o pijamas.

No está recomendado el uso de gorros para acostarlo a dormir.

Utilice una cuna segura

No use una cuna que esté rota, que tenga protuberancias o clavos sueltos, a la cual le falten piezas o que tenga barandas laterales que se puedan bajar.

Los barrotes de la cuna no deben estar separados más de seis (6) centímetros.

Ponga los pies de su bebé más cerca de uno de los laterales

Al momento de acostar a su bebé en la cuna hágalo de forma tal que sus piecitos queden más pegados de uno de los laterales, mientras que su cabecita esté más alejada, esto con el fin de proteger su fontanela que aún está abierta.

Amamanta a tu bebé

La lactancia materna está recomendada por la Organización Mundial de la Salud de forma exclusiva por 6 meses, siendo el principal alimento hasta los 12 meses y de forma ininterrumpida hasta los 2 años o más, según mamá y bebé quieran. La misma ayuda a reducir el SMSL4.

Haga colecho o cohabitación

El colecho es la práctica de dormir junto a tu bebé por lo menos 4 horas durante todas las noches. Para llevar a cabo esta práctica de forma segura se recomienda que los padres:

  • No duerman en colchones que se hundan, camas de agua o sillones.
  • No consuman bebidas alcohólicas, fumen o consuman drogas.
  • No sean obesos, en caso de obesidad es recomendable que acuesten al bebé en su cuna, corral o moisés.
  • Se recoja el cabello, si lo tienen largo.

Asimismo, está la opción de la cohabitación, la cual consiste en compartir la misma habitación con el bebé, pero en camas separadas. A diferencia del colecho, esta ofrece menor supervisión por parte de los padres.

A pesar de que el colecho ha traído muchas controversias sobre la seguridad que implica para el bebé, si se toman las medidas de seguridad antes mencionadas es una herramienta que ayuda a reducir la tasa de mortalidad infantil.

Mantenga alejado a su bebé de los fumadores

Si usted fuma intente eliminarlo, y cuando lo haga aléjese lo más posible de su bebé para que a este no le afecte el humo, esto ayuda a reducir la probabilidad de SMSL.

Vacune a su bebé

Algunos estudios han demostrado que las vacunas pueden ayudar a prevenir el SMSL5.

No utilice posicionadores para dormir

Los famosos posicionadores para dormir son promovidos como “salvavidas”, no obstante, son todo lo contrario. Las empresas que venden los posicionadores para dormir indican que estos evitarán que el bebé se mueva durante las noches manteniéndolo en una posición fija, ¿qué pasa con esto? En caso de que tu bebé se mueva en el posicionador hacia abajo, uno de los lados de este le puede tapar la naricita y provocarle asfixia.

¿Qué hacer en caso de que el bebé sufra de reflujo gastroesofágico?

El reflujo gastroesofágico es normal en los bebés, surge cuando el estómago del bebé está lleno y la posición se cambia de forma repentina, provocando que el contenido se devuelva hacia el esófago.

Debido a esto muchas madres acuestan a sus bebés de lado, por miedo a que se ahoguen o asfixien mientras duermen con sus vómitos.

No obstante, les invito a mirar a sus bebés cuando duermen, y se fijen en algo muy importante: cuando el bebé es acostado
boca arriba estos inmediatamente colocan sus cabecitas de lado. Por lo que, si su bebé vomita o devuelve una pequeña cantidad de leche esta caerá a un lado.

Mi testimonio

Al momento de nacer mi hijo más pequeño me obsesioné con el tema del SMSL, ya que años atrás viví la experiencia del fallecimiento de un bebé cercano a la familia a causa de esto. Fue tanto lo que estudié sobre el tema que les he querido compartir a ustedes todo lo aprendido para que puedan evitar que esto les llegue a ocurrir a alguno de ustedes.

A continuación, te dejo algunos enlaces en caso de que quieras seguir abundando sobre este interesante tema:

Síndrome de muerte súbita del lactante

Reduzca el riesgo del síndrome de muerte súbita del lactante y de la asfixia

Prevención del síndrome de muerte súbita del lactante (SMSL)

Todo acerca del síndrome de muerte súbita del lactante (SMSL)

Fuentes

  1. Livingston Jr., F., & Gavin, M. (02 de 2017). KidsHealth from Nemours. Obtenido de https://kidshealth.org/es/parents/sids-esp.html
  2. Healthy Children. (27 de 8 de 2020). Healthy Childre. Obtenido de https://www.healthychildren.org/Spanish/ages-stages/baby/diapers-clothing/Paginas/swaddling-is-it-safe.aspx
  3. Livingston Jr., F., & Gavin, M. (02 de 2017). KidsHealth from Nemours. Obtenido de https://kidshealth.org/es/parents/sids-esp.html
  4. Organización Mundial de la Salud (s.f.) Lactancia materna. Obtenido de https://www.who.int/topics/breastfeeding/es/#:~:text=La%20OMS%20recomienda%20la%20lactancia,los%202%20a%C3%B1os%20o%20m%C3%A1s.
  5. Mayo Clinic. (20 de 05 de 2020). Mayo Clinic. Obtenido de https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/sudden-infant-death-syndrome/symptoms-causes/syc-20352800

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra

Suscríbete a nuestro BLOG

Mantente al día con los mejores consejos de expertos en crianza

Registrarse

Se enviará un enlace a tu dirección de correo electrónico para establecer una nueva contraseña.

Tus datos personales se utilizarán para procesar tu pedido, mejorar tu experiencia en esta web, gestionar el acceso a tu cuenta y otros propósitos descritos en nuestra política de privacidad.